Laflac surge del inconformismo, del desafío, de la necesidad de sentirnos guap@s tanto en competición como fuera de ella.”
Nuestra historia
en pocas palabras.
“La moda siempre ha sido el mejor medio de expresión. Toda cultura tiene su forma de vestir. La personalidad la refleja nuestra ropa, lo que transmitimos, la huella que dejamos. Para el profesional y para el que no lo es, aunque disfruta  sintiéndose un profesional. La moda humaniza, une. Y por eso surge Laflac.»
«Nuestra obsesión es ser diferentes. Y ser diferentes implica hacer cosas diferentes. No nos ponemos límites, y creemos que se pueden hacer prendas con diseños exclusivos y con las máximas calidades y la última tecnología del mercado manteniendo un precio competitivo. Da igual que seamos profesionales o no, la única diferencia serán las horas invertidas en el entrenamiento, nunca la equipación que llevaremos»